Head Por Mi

Si te gusta el artículo, compártelo en las redes, ¡Gracias!


Acidez en el estómago y ardor gástrico


Acidez gástrica y ardor en el estómago
Foto: Acidez en el estómago - Salud

Ver otras ►

Enfermedades



Seguramente, Gargantúa, personaje del escritor y médico renacentista Francois Rabelais y paradigma de la glotonería, no pensaba en la acidez de estómago o pirosis cuando engullía jamones, lenguas de buey ahumadas, botargas y morcillas. Pero no me extrañaría que hubiera sufrido los rigores de tan desagradable síntoma, al igual que el insaciable Pantagruel.

Causas y consecuencias del ardor de estómago

Un 15 por ciento de personas padecen acidez al menos una vez al mes. Cuando el ácido del estómago sube al esófago, tubo que lo comunica con la faringe, puede notarse sensación de ardor, regurgitación, sabor ácido o amargo, dolor en el estómago o el pecho, ya que el esófago carece del revestimiento protector gástrico.

Puede ocasionar acidez una gran comilona o la ingestión de alimentos que induzcan a que el esfínter esofágico inferior o cardias, "puerta" que comunica esófago y estómago, se abra y refluya el contenido de éste, o a que haya hipersecreción de ácido clorhídrico en el estómago.

Otras veces, ese esfínter es incompetente por hernia de hiato, obesidad o embarazo.

Además de producir infecciones dentales, laríngeas o respiratorias, el reflujo de ácido puede, a largo plazo, inflamar el esófago, hacerlo sangrar, estrecharlo y con el tiempo causarle el llamado esófago de Barrett, predisponente al cáncer de esófago.
ardor en el estómago

Prevenir la acidez de estómago

A comer bien se aprende. Las comidas deben ser regulares, poco copiosas, frecuentes, blandas, no demasiado frías o calientes, ni ingeridas menos de dos horas antes de acostarse. Hay que masticar bien, relajadamente, gozando -si podemos- de sobremesa. Eludamos el exceso de peso y los alimentos que aumentan la acidez: ajo, cebolla, salsas y picantes, embutidos y grasas, chocolates, menta, alcohol, cítricos, tomate, té, café y colas

Consejos prácticos para evitar la acidez

Puede elevarse la cabecera de la cama o del colchón unos 15 cm. La ropa y los cinturones no han de ser ajustados, ni se debe fumar. Hay medicamentos que aumentan la acidez o el reflujo, como aspirinas, antiinflamatorios no esteroideos, sedantes, relajantes musculares o algunos antihipertensivos. El tomarlos o no dependerá de la valoración que el médico realice sobre el beneficio/perjuicio que puedan ocasionar.
Evitemos el estreñimiento y la tos crónica y huyamos del estrés. El ejercicio puede agravar los síntomas de reflujo. El médico puede prescribir fármacos que reduzcan la producción de ácido, favorezcan la propulsión hacia adelante o aumenten la presión de esfínter esofágico inferior. Si la acidez se prolonga más de 10 días, persiste tras la medicación, hay dificultad o dolor al tragar, vómitos sanguinolentos, heces negras, o pérdida inexplicable de peso hay que consultar a un médico.

Juan Vte Santacreu



♦ Quizá te interese ver ►

Un Horno de barro en casa La utilización del horno de leña supuso el mayor avance para la humanidad en la cocción de los alimentos y que curiosamente ocurrió en distintos puntos del planeta en la misma época, hace unos diez mil años. Ver la web ►

www.pormi.net/hornos/


Cocinar en hornos de leña es una práctica que sigue vigente en la actualidad...

Alojamiento rural En nuestra web ►

www.casasalpujarra.com

le ofrecemos toda la información gratis y sin intermediarios sobre las mejores casas rurales en alquiler y las mejores ofertas para pasar unas vacaciones en La Alpujarra.

Red de portales Por Mi - Página diseñada y posicionada por JVS Service




Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información